Motivos para adelgazar

En la naturaleza del ser humano se encuentra innata una característica común a todos los seres vivos, al menos a los que se encuentran con una salud mental dentro de lo lógico, y es que el ser humano busca por naturaleza satisfacer dos premisas básicas, no sentir dolor y buscar el placer (tanto físico como psíquico) en todo momento.

A la hora de adelgazar todos lo tenemos muy claro, antes de comenzar con el costoso ejercicio físico, nos lanzamos hacia las típicas “dietas milagro”, pero la mente es débil y solemos saltarnos cualquier carencia de alimento que nos auto imponemos, de ahí que no suele dar ningún resultado. El placer instantáneo pero pasajero que nos suele proporcionar una buena pieza de carne o un plato de tarta es superior a nuestro deseo de adelgazar privando a nuestro cuerpo de comida.

A través de estudios de prestigiosas universidades, se ha llegado a la conclusión de que para conseguir la meta de alcanzar nuestro peso ideal, hay que tener muy claros los motivos para adelgazar que nos imponemos, sin dichos motivos la travesía hasta llegar a un peso más acorde a nuestra edad y talla se puede convertir en un camino de constantes subidas y bajadas de peso.

Además también es muy importante realizar todo lo que hagamos para motivarnos con una actitud positiva, un nivel de energía alto y la autoestima a un buen nivel consigue liberar endorfinas necesarias para el proceso de la quema de grasa. Hay que ser positivo en todo momento para conseguir llegar a buen fin con el plan de dieta y ejercicio que te hayas impuesto.

adelgazar

Motivación: ¿En qué puedo basarme para adelgazar?

A continuación te damos algunos consejos que debes tener en cuenta para conseguir realizar un método de adelgazamiento más efectivo, siempre teniendo claros tus motivos para adelgazar:

  • Lo mejor de alimentarte como es debido para conseguir bajar de peso es que no solo vas a conseguir tu meta de estar dentro del peso ideal, además estos alimentos te están aportando lo que necesitas para mantenerte sano por más tiempo, algo muy importante a medida que vamos avanzando de edad.
  • Plantéate tus rutinas de ejercicios como un juego que puedas realizar en un gimnasio o al aire libre, diviértete realizándolos todo lo que puedas, el ejercicio físico consigue mejorar la autoestima y por consiguiente nuestra actitud, no solo mejora el cuerpo también nuestra salud mental.
  • Has de plantear la dieta como un complemento a la pérdida de peso, para que tu cerebro se motive con buenos pensamientos y sepa que tan solo es un pequeño esfuerzo hasta llegar a nuestro objetivo.
  • Debes pensar en todo momento las cosas buenas que adelgazar te va a aportar, tanto directa como indirectamente. Ve más allá y visualiza los aspectos de tu vida que pueden cambiar cuando disfrutes de varias tallas menos.
  • Realizar ejercicio escuchando tus canciones favoritas o viendo alguna película o vídeo motivador puede ayudarte a conseguir hacer del esfuerzo algo más llevadero.

Pero sin duda el mejor consejo que podemos darte es que debes sentirte plenamente satisfecha o satisfecho con lo que estás realizando, con esfuerzo, sacrificio y cierta disciplina puedes lograr tus objetivos.

 

Etiquetas: